¿Es bueno el desarrollo?

10. marzo 2010 | Por | Categoria: Desarrollo, Destacados


 ¿Es bueno el desarrollo?Me lo encontré un día por casualidad, cuando acababa de llegar a Camboya. Hacía mucho calor, pero ahí estaba él, con su caña, intentando atrapar algún pez por pequeño que fuera. Había cuatro niños más. Ni siquiera sé cómo se llama. Supongo que no tendrá más de diez años. Intenté entablar una conversación con él, pero ni él sabía inglés ni yo entonces podía pronunciar una sola palabra de camboyano. Unas semanas después me enteré de que ya no podría seguir pescando allí. Una nueva presa está mermando la cantidad de peces en el río y ya no merece la pena pasarse el día bajo el sol. Volví para ver si estaba, pero no había rastro de él ni de sus amigos. Probablemente ya no encontraban peces. Me pregunté qué estaría haciendo ahora. ¿Estaría en la escuela o sus padres lo habrían mandado a realizar algún otro trabajo, quizá más penoso? ¿Habrá sido positivo eso que llamamos desarrollo?

Desarrollo es una de esas palabras que está de moda, pero que no tiene un contenido concreto, es decir, no sabemos muy bien lo que significa pero queda bien. Según a quién se pregunte, la idea será probablemente diferente. En Europa, cuando se piensa en desarrollo vienen a la mente ordenadores, teléfonos y grandes autovías. Aquí cuando se habla de desarrollo, se piensa en tener una casa que no se caiga a pedazos y un bol de arroz para comer cada día.

Estas diferentes concepciones hace que se den demasiados palos de ciego en la aplicación de los programas de ayuda al desarrollo, cuya definición no siempre se encarga a personas cualificadas para ello. No tienen ningún sentido dar ordenadores a niños que no saben leer, porque no podrán utilizarlos. Tampoco sirve de nada permitir el desarrollo de unos pocos al mismo tiempo que se hunde en la miseria a muchos más. Cada día escucho una nueva historia sobre personas expulsadas de sus casas para poder construir carreteras, presas o un gran centro comercial. Sin embargo, el desarrollo, en toda su modernidad, no piensa en cómo garantizar que esa gente pueda disfrutar de esos avances. En el pero de los casos, el resultado es el contrario al deseado, las personas que se han visto desprovistas de su medio de vida se sumergen en un limbo de subsistencia hasta que consiguen salir de nuevo a flote. Muchos no lo consiguen nunca y dan un paso atrás en su desarrollo.

 ¿Es bueno el desarrollo?El desarrollo en países muy precarios debe pensarse como algo más básico que carreteras y conexión inalámbrica a internet. Esto no quiere decir que contar con buenas construcciones no sea importante para asegurar el desarrollo. Un buen ejemplo son los dos últimos grandes seísmos que se han vivido recientemente: el de Chile y el de Haití. La isla de Haití fue sacudida por un terremoto de 7,3 grados en la escala Richter. Los muertos se sitúan en torno a los 220.000. Chile sufrió un seísmo de 8,8 grados (unas 500 veces mayor) y los muertos rondan los 500. Aunque no es la única razón, el distinto grado de desarrollo en la construcción de las edificaciones fue determinante en la cifra de víctimas.

Pero el desarrollo es ante todo saber leer, saber contar, saber qué hacer para no caer enfermo, saber que nadie debe decidir tu futuro más que tú. Saber que la corrupción no debe ser permitida, que el dinero se debe repartir de forma más justa, que la mujer es igual al hombre. Pero sobre todo es luchar por que todo eso sea una realidad. Y eso no se consigue con carreteras, sino con educación. Y si la lucha por el desarrollo quiere conseguir algunos de sus codiciados Objetivos del Milenio, debería apostar por acciones coordinadas para crear sistemas educativos que enseñen todo eso y alguna cosa más. Yde todo lo que deben enseñarles lo más importante será a responder una pregunta aparentemente simple: ¿Y vosotros qué queréis?

pixel ¿Es bueno el desarrollo?

4 comments
Deja tu comentario »

  1. Muy interesante reflexión. La idea de desarrollo en los países subdesarrollados está definida desde una visión occidental, de tal manera que no atiende a las necesidades reales de estos países sino a los intereses de las grandes potencias occidentales, especialmente EE.UU, y las poderosas empresas trasnacionales. En muchos paises asiáticos, junto a rascacielos de lujo, existen viviendas ruinosas y personas que viven en condiciones miserables. Aún así el indicador de desarrollo se mide por el número de rascacielos y las condiciones favorables para hacer buenos negocios. Los objetivos de desarrollo del milenio que marca la ONU son un absoluto fracaso, no se cumplen y, peor aún, no importa que no se cumplan. Siento ser pesimista pero son muchos años de incumplimientos. Ninguno de estos países subdesarrollados va saltar al nivel de desarrollo con las recetas neoliberales de organizaciones internacionales como el FMI o el Banco Mundial. Hace unos días leí un texto de Atilio Boron, muy interesante, que decía que en el siglo XX sólo un país había conseguido saltar del subdesarrollo al desarrollo y fue Corea del Sur. El truco fue obviar las recetas que les marcaban estas organizaciones. Se dedicaron a recomponer el mercado interno, redistribuir los ingresos, aumentar los salarios reales y el gasto público,entre otras cosas, medidas contrarias a las que querían imponerles. Bueno, no quiero ser muy pesado :-), sólo decir que la educación no entra dentros de los intereses que marcan a países subdesarrollados. Ese país tan criticado que es Cuba, en algunos casos con razón, en sólo dos años se convirtió en un país libre de analfabetismo. La diferencia está en que para el gobierno cubano fue un objetivo ineludible. Y lo consiguieron.

    salud

  2. Yo comparto tu pesimismo. Aquí hay gente que hacen las cosas bien y se centran en lo que más necesita la gente, pero la mayor parte de esas organizaciones son pequeñas, tienen pocos recursos y no están coordinadas. Los avances que se ven son por tanto escasos.

    Me gustaría poder leer el texto de Atilio Boron que has mencionado si es que tienes el link por ahí. Es cierto que el caso de Corea del Sur es paradigmático y aunque hay algunos otros que han hecho bastantes avances, ninguno como Corea del Sur. No conozco Cuba y tengo la sensación de que no puedo fiarme demasiado sobre todo lo que se ha escrito sobre el país, por lo que no me atrevo a tomar una posición. No obstante, si diéramos como válido ese Índice de Desarrollo Humano para evaluar el desarrollo de cada país Cuba se situaría dentro de los países con un desarrollo humano alto, por delante de México…

  3. Lo leí en uno de sus libros «Socialismo siglo XXI. ¿Hay vida después del neoliberalismo? «. Si encuentro algún link, te lo paso. Por cierto, el otro día colgué en twitter un artículo sobre Camboya. Por si te interesa, te dejo el link: http://www.truthout.org/report-from-cambodias-garment-factories57458

  4. Lo que se denomina comunmente «ayudas al desarrollo» es en una gran mayoria de los casos la manera de tapar bocas y de crear la tapadera que les excuse de la responsabilidad de la gran estafa que se lleva realizando a nivel planetario por los «Don Dineros». Su arma el miedo, la mejor de las balas.

    Muy interesante «LA DOCTRINA DEL SHOCK» de Naomi Klein.

    Por supuesto que existen excepciones, decenas de organizaciones que luchan por ayudar a quien lo necesita, pero su nivel de exito si fuese posible calcularlo metodicamente ,sería CERO.

    Un saludo.