Las claves del acuerdo entre el Gobierno de Filipinas y el Frente Moro de Liberación Islámica

9. octubre 2012 | Por | Categoria: Destacados, En portada, Filipinas


2704303280 d4dee30222 z Las claves del acuerdo entre el Gobierno de Filipinas y el Frente Moro de Liberación Islámica

Fuerzas del Frente Moro de Liberación Islámica en 2008. / Keith Bacongco

El gobierno de Filipinas anunció el pasado domingo que ha llegado a un acuerdo de paz con el Frente Moro de Liberación islámica (FMLI) que supondría el final del conflicto que ha enfrentado a ambos bandos durante los últimos 40 años y que ha costado la vida a más de 120.000 personas. A pesar del optimismo, es aún un acuerdo marco (no definitivo) que establece los pasos a seguir durante los próximos años. Ni siquiera ha habido una firma del documento, que se espera para los próximos días (actualización: el acuerdo se firmó el 15 de octubre).

El conflicto se ha centrado en la isla de Mindanao, al sur de Filipinas, donde se concentran dos tercios de la comunidad musulmana del país. Con su casi 95 millones de habitantes, Filipinas es el único país de mayoría católica de Asia, con más del 80 por ciento de devotos. Entre el 5 y el 10 por ciento de la población practica la religión musulmana.

Los protagonistas: los grupos separatistas en el sur de Filipinas

  • FMNL: El Frente Moro de Liberación Nacional fue fundado en 1969 por el  profesor universitario Nur Misuari para pedir al entonces presidente, Ferdinand Marcos, la autonomía de la población islámica del sur del país. Fue el principal responsable de las muertes durante los años 70 en la etapa más cruda del movimiento. La tensión se relajó a partir de 1996 con la firma de un alto el fuego.
  • FMLI: El Frente Moro de Liberación Islámica, con el que se ha firmado el último acuerdo, es una escisión del FMLN surgida en los años 70 por el desacuerdo de algunos de sus miembros con las negociaciones de paz emprendidas con el gobierno. Conocida al principio como «The New Leadership», tomó el nombre definitivo de FMLI en 1984. Se calcula que el FMLI cuenta con unos 12.000 combatientes en la actualidad.
  • Abu Sayyaf: Es el grupo más violento actualmente. Nació en 1991 con miembros desencantados de los dos primeros grupos. Con base en la isla de Basilan, se les relaciona con grupos de índole terrorista como al-Qaeda y Jemaah Islamiyah.
  • NPA: El New People Army es una guerrilla comunista que también opera en Mindanao, donde se calcula que tiene unos 3.000 efectivos. No está directamente relacionada con el conflicto musulmán, pero afecta a su desarrollo. El pasado sábado se informó del arresto de uno de sus principales líderes,  Benjamin Mendoza.

Breve historia del conflicto musulmán en Filipinas

El islam apareció en Filipinas hacia el siglo XIV, de la mano de los comerciantes chinos que llegaban al país atraídos por las perlas. En el siglo XV se fundó el Sultanato de Sulú, al sureste del país. Con la llegada de los españoles en el siglo XVI, el islam fue perseguido y se impuso el catolicismo, lo que hizo mermar considerablemente su número.

En 1898, Filipinas obtendría su independencia de España, una independencia que sería más teórica que real, ya que las islas pasaron a estar bajo la influencia de Estados Unidos. La administración estadounidense trató de cerrar la brecha entre comunidades religiosas en el país, separadas cultural y geográficamente, con poco éxito. Tras la constitución de la República de Filipinas, después de 1946, las áreas islamizadas del sur estuvieron administradas como «provincias especiales», aunque esto no fue suficiente para apagar los deseos de una mayor autonomía de la región.

La lucha armada comenzó a finales de los años 60, con la fundación del Frente Moro de Liberación Nacional. Poco después de su fundación el FMLN emprendió una cruenta campaña de asesinatos que  tuvo como resultado miles de muertes y cientos de miles de desplazados. En 1976 se emprendieron las primeras negociaciones de paz entre el FMLN y el gobierno del dictador Ferdinand Marcos, que llevaron a la escisión del FMLI, después de que se anunciara un alto el fuego y la creación de una región autónoma que no se formaría hasta 1989, ya con la presidenta Corazon Aquino. Los enfrentamientos continuaron, sin embargo, con el FMLN, hasta 1996, cuando se alcanzó un alto el fuego permanente con este grupo. El fundador del movimiento Nur Misuari fue entonces nombrado gobernador de la región autónoma, aunque fue después encarcelado al líder un levantamiento que resultó fallido.

Con el cese de las hostilidades con el FMLN, fue su escisión, el FMLI, la que tomó el relevo en la lucha por un estado islámico independiente,. El FMLN siguió, sin embargo, protagonizando algunos ataques relacionados principalmente con la suerte de su líder, Misauri, hasta que fue depuesto en 2008. Desde finales de los años 90 se emprendieron negociaciones de paz con el FMLI que comenzaron a avanzar rápido a partir del año 2000, cuando Malasia tomó el rol de mediador que ha ejercido hasta ahora y que ha llevado al acuerdo alcanzado en su capital, Kuala Lumpur.

Al igual que en el caso del conflicto en el sur de Tailandia, las reivindicaciones islámicas en Filipinas han sido principalmente nacionales y, a excepción de Abu Sayyaf, están desconectadas del movimiento fundamentalista islámico internacional.

Causas del conflicto en el sur de Filipinas

Hay numerosas causas del conflicto en el sur de Filipinas, aunque las más importantes son:
  • Históricas: la existencia de reinos independientes musulmanes antes de la llegada de los españoles y la posterior conquista represora que impuso el catolicismo.
  • Sociales: los musulmanes se han sienten discriminados por la mayoría cristiana. Algunos estudios/encuestas aseguran que efectivamente hay un sentimiento de hostilidad hacia la comunidad islámica por parte de los cristianos, aunque algunos otros lo han desmentido.
  • Políticas: las políticas de «equilibrio» religioso han creado tensiones en el sur de Filipinas. En 1918, los musulmanes eran mayoría en Mindanao. Ahora solo lo son en algunas zonas. Ha habido además un abandono por parte de la administración central, lo que ha llevado a una mayor pobreza de la región como consecuencia. Las regiones musulmanas son, de hecho, las más pobres del país.
  • Económicas: El subsuelo de la región de Mindanao contiene enormes depósitos sin explotar de gas, petróleo y otros recursos minerales como oro y cobre, entre otros. Los expertos estiman la riqueza mineral de la zona en más de 300.000 millones de dólares.
  • Guerras entre clanes.  El conocido como rido es el conflicto entre clanes y familias en Filipinas. Afecta también a clanes dentro del movimiento separatista y es especialmente importante ya que muchos de los clanes tienen sus propios ejércitos privados, que alimentan la violencia en la zona.
  • Otras: Fácil acceso a las armas en el país

¿Cuál es el acuerdo de paz de Mindanao?

384px ARMM Las claves del acuerdo entre el Gobierno de Filipinas y el Frente Moro de Liberación Islámica

Mapa de Filipinas con la región considerada como Bangsamoro en amarillo. En rojo, la actual región autónoma de Mindanao

El acuerdo al que se ha llegado en Kuala Lumpur, y que se firmará en los próximos días, supone un paso más en la autonomía de la comunidad islámica de Filipinas, aunque sus términos no son aún claros. Así, el llamado «Acuerdo Marco sobre Bangsamoro» es una hoja de ruta para alcanzar una región autónoma que se espera sea más extensa que la actual región de Mindanao. Las autoridades locales tendrán además mayores competencias en términos de gestión de los recursos naturales. Los asuntos de defensa nacional, relaciones internacionales y moneda serán competencia del gobierno central.

La nueva región se llamará Bangsamoro, el nombre utilizado por los musulmanes para designar el territorio con presencia de población islámica y que significa pueblo musulmán, e integrará todas aquellas áreas del sur de Filipinas donde la comunidad islámica es mayoría y es probable que algunas donde esta religión supone una minoría significativa.

Según el acuerdo, se establecerá una Comisión de Transición compuesta por 15 miembros que vigilará el proceso de creación de la región autónoma, que debe estar completado en unos dos años. Una vez constituida la nueva región, se espera que el acuerdo de paz definitivo se alcance antes de 2016, fin del mandato del actual presidente, Benigno Aquino III. El FMLI renuncia así a la independencia a cambio de una región con mayor independencia.

El futuro en Mindanao

Hay dos asuntos que preocupan principalmente sobre el futuro del acuerdo alcanzado. El primero es el referendum nacional que se celebrará para aprobar la nueva región autónoma y que es probable que fracase en las zonas de mayoría cristiana.

El segundo es la posibilidad de que nuevas escisiones retomen la lucha armada. De hecho, el  Bangsamoro Islamic Freedom Movement ya ha advertido que seguirá luchando por un estado islámico independiente. Los clanes familiares, que temen perder su poder político y económico, también pueden contribuir a esta violencia.

Más en:

pixel Las claves del acuerdo entre el Gobierno de Filipinas y el Frente Moro de Liberación Islámica

3 comments
Deja tu comentario »

  1. […] ha costat la vida de més de 120.000 persones. L’acord (podeu consultar les seves condicions aquí), suposava una gran esperança per acabar amb un dels conflictes més enquistats d’Àsia. La […]

  2. […] libre de obstáculos. Será complicada la reinserción de los miles de combatientes del FMLI. Y no todos los grupos políticos e insurgentes están de acuerdo con el proceso. Algunos grupos de ex […]

  3. […] libre de obstáculos. Será complicada la reinserción de los miles de combatientes del FMLI. Y no todos los grupos políticos e insurgentes están de acuerdo con el proceso. Algunos grupos de ex […]